Compartelo con tus amigos!!!!

Flan de cafe

Pues sí, me he puesto a hacer flanes y me he liado. Este es el último de esta serie, el flan de café; aunque le estoy dando vueltas a un par de sabores más.

Seguramente es el flan más comercial después del clásico. Es fácil encontrarlos en los supermercados. Y es fácil de entender, el flan de café tiene un excelente sabor para “mayores”, para el final de la comida o la cena.

En con el flan de naranja y canela hicimos una infusión con la leche aromatizándola a canela y naranja. En este caso simplemente vamos a quitarle el sueño a la leche con un café bien cargado.

Me vais a permitir un chiste sobre café.

Entra un tipo en un bar, va a la barra y llama al camarero.

–          “Mira, me vas a poner un café para mi, otro café para ti y otro para tu p… madre”; le dice al camarero.

El camarero se queda mosqueadísimo y le advierte.

–          “Caballero tengamos la fiesta en paz. Le ruego un poco de respeto, dígame por favor que desea”.

–          Pues lo que te he dicho, un café para mi, otro para ti y otro para tu p… madre”

El camarero verdaderamente se enfada.

–          “Señor, si me vuelve a ofender le voy a dar una mano de ‘yoyas’ que le voy a dejar ‘alicatao’ hasta las orejas”.

Y el tío le vuelve a repetir.

–          Chico, lo que te he dicho, que me pongas un café para mi, otro para ti y otro para tu p… madre”

A estas el camarero salta la barra, le agarra y le da una somanta de palos que deja al tipo peor que a Bruce Willis en cualquiera de las películas de “Jungla de Cristal” (Die hard).

A estas el tipo se levanta como puede se agarra a la barra y le dice,

–           “Mira, mejor sólo me pones un café para mí  y otro para tu p… madre, ¡¡¡PORQUE A TI EL CAFÉ TE PONE MUY NERVIOSO!!!”.

Jeje, ya se que es muy malo, pero me lo han contado hoy y a mí me ha hecho mucha gracia.

Ingredientes

Para preparar flan de cafe necesitaremos:

  • Un huevo.
  • Un vaso y medio de leche por cada huevo. Yo uso semidesnatada.
  • Dos cucharadas de azúcar por huevo.
  • Una taza de café natural bien cargadito.
  • Azúcar, tres o cuatro cucharadas soperas para hacer el caramelo.
  • Una cuchara de café de zumo de limón.
  • Los moldes de los flanes. Dejar correr vuestra imaginación, siempre y cuando después podías desmoldarlos.

Estas proporciones básicas os darán más o menos para un flan grande. Las referencias van en vasos o cucharas, suponiendo vasos normales de un quinto de litro, “osease”, 200 mililitros por vaso.

Flan de café

Preparación

Vamos a nuestro flan de cafe.

  1. En un bol mezclamos los huevos con el azúcar.
  2. Cuando estén bien mezclados incorporamos leche y la taza de café.
  3. En un cazo caramelizamos el azúcar. Ya sabéis, un par de cucharadas de agua, cuatro de azúcar y un poco de limón. A fuego fuerte hasta que empiece a tomar un color dorado. Hará muchas burbujas, no temáis, no tengáis miedo, no pasa nada. Aflojáis el fuego y seguís cocinando y removiendo con una cuchara de madera hasta que tome un color…, ¡¡¡DE CARAMELO!!!.
  4. Ponéis un poco de caramelo líquido en los moldes y moviéndolos hacéis que el caramelo cubra el fondo y un poco de las paredes de cada uno de los moldes.
  5. Llenáis con la mezcla de huevo, azúcar y leche cada uno de los moldes.
  6. Precalentáis el horno a 190 grados y ponéis dentro una fuente (De las que se pueden meter en horno) con agua.
  7. Cuando el horno esté caliente sumergís los moldes en el agua. Ya sabéis lo del papel de aluminio de otras recetas de flan. BAsicamente se trata de cocinarlos al baño María.
  8. Dependiendo del tamaño del molde, calcular más o menos 50 minutos mínimo, que habrán de estar los moldes al baño María. Si veis que no han cuajado, pues más tiempo. Introducir un cuchillo y si veis que sale limpio, ya está preparado.
  9. Retirar los moldes de horno, e introducir en a nevera para que se enfríen y estabilicen.
  10. Desmoldar con ayuda de un cuchillo y servir el flan de café. Decorar con nata o ralladura de chocolate.

A disfrutar del flan de cafe, ¡¡¡BUEN PROVECHO!!!

Comentarios de lectores
2017-03-08T17:33:43+00:00

About the Author:

Empresario, pescador y cocinero desde hace 40 años, en su experiencia profesional ha "metido" por medio a la pesca siempre que ha podido. Enamorado del campo y de los ríos, no pierde una oportunidad de pasear por la rivera de cualquier río castellano o de cualquier fogón manchego o asturiano.