Salsa de Anchoas del Cantábrico

Compartelo con tus amigos!!!!

Salsa de Anchoas del Cantábrico

Reconozco mi debilidad por la anchoa y la salsa de anchoas es una forma excelente de disfrutarlas, pero os habéis planteado como se confeccionan las conservas de este PEQUEÑO GRAN PEZ pez.

La primera cosa que debéis tener en cuenta, es que son unas semiconservas. Por las características propias del producto a conservar, no pueden ser sometidas a un proceso de esterilización ya que coceríamos el pescado. Así que las latas han de ser conservadas en lugares frescos o en neveras entre 5 y 15 grados y consumirse en un periodo no superior a 8 meses de su fecha de elaboración.

La elaboración de los filetes de anchoa es una delicada labor artesanal. El  proceso de elaboración que se inicia con el salado y posterior prensado de las anchoas. Una vez prensadas, se dejan reposar las anchoas cuatro o cinco meses a una temperatura entre los 18 y 25 grados, hasta que adquieren su característico color rojizo oxidado y el maravilloso aroma que las caracteriza.

Una vez maduradas, se cortan en filetes las anchoas y se secan mediante un centrifugado que extrae el salitre de forma que sea reemplazado por aceite.

El empaque, es el proceso que consiste en abrir las anchoas y retirar a mano la espina central, convirtiendo cada una de ellas en dos filetes. Tras una última limpieza, las anchoas se envasan, se aceitan y cierran.

Ingredientes

Para preparar salsa de anchoas necesitaremos:

  • Dos latas de anchoas.
  • Una cebolleta.
  • Un diente de ajo.
  • 250 cl. de nata.
  • Medio vaso de vino blanco (Verdejo o similar).
  • Ralladura de nuez moscada.
  • Cebollino o perejil, aceite.

salsa de anchoas del Cantabrico

Preparación

Picamos finamente la cebolleta y la pochamos en una sartén con aceite. Es interesante aprovechar el aceite de las latas de las anchoas para que aporten más sabor a la salsa.  Cuando este en su punto la cebolla añadimos los ajos y los doramos incorporando las anchoas en este punto. Las dejamos hacerse un poco y cuando veamos que se deshacen añadimos el vino y dejamos que se consuma antes de añadir la nata.

Cuando veamos que esta espesando, la retiramos y trituramos el conjunto para hacer una salsa muy fina. La volvemos a pasar a la sartén y la damos un ultimo hervor con un poco de nuez moscada y añadiendo cebollino muy picado o un poco de perejil que le dan un bonito toque de colar a nuestra salsa de anchoas del Cantábrico.

¡¡¡BUEN PROVECHO!!!.

 

Comentarios de lectores
2017-03-08T17:33:46+00:00

About the Author:

Empresario, pescador y cocinero desde hace 40 años, en su experiencia profesional ha "metido" por medio a la pesca siempre que ha podido. Enamorado del campo y de los ríos, no pierde una oportunidad de pasear por la rivera de cualquier río castellano o de cualquier fogón manchego o asturiano.